Saltar al contenido

Los 4 apostadores deportivos más famosos del mundo

Nos ha parecido muy buena idea mostrarte cuales son los apostadores deportivos más famosos del mundo. Como podrás ver, estos famosos no solo son por ganar mucho dinero, sino que en muchas ocasiones por todo lo contrario. Para ganar mientras apostamos es importante saber cómo hay que apostar y no hacerlo a lo loco. Una mala decisión puede traducirse en la pérdida de la apuesta y en consecuencia puede que perdamos mucho dinero.

Archie Karas

Era un gran jugador de billar el cual consiguió ganar mucho dinero con el billar y el póker en las Vegas. Este jugador comenzó a dar sus primeros pasos en el año 1992 y llegó a ganar 40 millones de dólares con una inversión inicial de solo 50 dólares. Todo esto fue gracias a una gran racha a través de la cual pudo ganar mucho dinero.

Pero como todo en esta vida, a Archie la racha se le terminó. Si hubiese sabido parar a tiempo, el jugador podría haber tenido la vida arreglada, económicamente hablando, ya que su fortuna era muy grande. Pero como suele pasar, el juego ganó la partida y finalmente terminó por perder toda su fortuna al mismo ritmo que la había ganado.

Dave Vegas

Se puede decir que ha sido el mayor apostador deportivo en el mundo. Parte de su éxito lo obtuvo gracias a webs como SuperCuotas.net, donde aprendió a conocer las mejores cuotas de mercado y así valorar donde apostar.

El apostador aprendió a apostar desde joven y con el paso de tiempo convirtió las apuestas en su medio de vida. Esto hizo que ganara grandes cifras gracias a las apuestas desde Kansas.

Una de sus grandes apuestas fue en Kansas donde realizó 26 apuestas invidiales donde se pagaban 100000 dólares por cada una de ellas. Gracias a esa apuesta en la cual tuvo que exponer mucho capital llegó a ganar mucho dinero, más de dos millones de dólares gracias a los Royals de Kansas City. En la entrevista que dio al diario local comunicó que gracias al análisis del equipo vio que tenía mucho potencial de acertar y en consecuencia se lanzó a la piscina. Tuvo mucho riesgo, pero él tenía claro que la apuesta podría dar sus frutos.

Pero el gran jugador no siempre tuvo éxito en sus apuestas. Por ejemplo, en la Super Bowl tuvo la oportunidad de ganar 3 millones de dólares, pero no lo hizo, aunque es verdad que dos semanas antes había ganado dos millones de dólares gracias a que los Halcones de Atlanta ganaron la NFL. Todo esto ha permito que el jugador sea muy conocido en su país y a nivel mundial.

Billy Walters

Es un apostador que es realmente temido por las casas de apuestas, debido a que la probabilidad de ganar es muy elevada, de aquí que sea otra persona que merece la pena mostrar en este artículo.

Este jugador comenzó a apostar a los seis años. La primera apuesta fue al billar por un dólar y la ganó. Esto hizo que cada vez quisiese apostar más. El jugador llegó a apostar a los 13 años en snooker un valor de 5000 dólares. Esto demuestra que fue aumentando sus apuestas.

Cuando comenzó como profesional apostó por apostar por el baloncesto y por el fútbol americano. Como tenía éxito, se puede decir que fue el creador de The Computer Group, un grupo que triunfó durante muchos años en las Vegas. Se creó un software que ayudaba a obtener los resultados y esto hizo que se hiciese todavía más popular. Con ese programa consiguieron una tasa de acierto del 60%, lo cual no estaba nada mal. Por el programa se tuvo que enfrentar a diferentes juicios, pero todos le declararon inocente porque no se demostró que la técnica fuese ilegal.

Todo esto hizo que las apuestas fueran su medio de vida para este gran jugador, el cual puede llegar a apostar de uno a dos millones de dólares en un día, siendo la tasa de éxito muy grande. De aquí que comente que el jugador sea un gran dolor de cabeza para las grandes casas de apuestas.

Actualmente sigue apostando, aunque es verdad que ha bajado el ritmo y parte de las ganancias las usa para ayudar a los demás. También practica el golf, uno de sus deportes favoritos.

Amarillo Slim

Otro de los grandes apostadores de la historia, el cual murió recientemente. Este gran jugador sabía que apostar era su vida y supo adaptar es hobby en su propio beneficio. No hay que olvidar que a pesar de ser conocido como Amarillo Slim, el jugador realmente se llamaba Thomas Austin Preston.

Era una persona que solía apostar a cualquier cosa, desde un golpe de golf hasta que podía conseguir ganar al mejor jugador de ping pong. La gran mayoría de apuestas las ganaba, gracias a que tenía un gran ingenio para ganar a sus rivales cuando se enfrentaba directamente a ellos. También consiguió ganar bastante dinero en las apuestas, ya que tenía una gran capacidad de análisis y en consecuencia de previsión.

Una de las frases que le hicieron más famoso fue la siguiente “Mira alrededor de tu mesa. Si no sabes quién es el primo, entonces es que el primo eres tú.” Otra de las frases más conocidas de esta gran persona fue “Nadie es siempre un ganador y si alguien presume de serlo, es un mentiroso”. Es una frase con mucho sentido, ya que se ha demostrado que nadie puede conseguir un 100% de acierto, ni lo grandes como Amarillo Slim.

[Votos: 0 Media: 0]